A la hora de estudiar en cualquier nivel educativo, bien sea en la secundaria, universidad, estudiar una maestría o preparar oposiciones, es clave conocer cómo hacer un resumen. O mejor dicho, un buen resumen.

Y es que, resumir realmente no es difícil, pero es importante que desarrollemos la técnica para poder hacerlo correctamente, y consigamos una buena estrategia que nos ayude a abreviar lo más posible, pero con la mejor calidad posible los contenidos que buscamos estudiar.

A continuación, le dejaremos una lista de consejos y paso a paso que tomamos en cuenta nosotros para realizar resúmenes fácilmente, y que sean de calidad para conseguir mejores estudios ¡Empecemos!

¿Qué es un resumen?

Cómo hacer un resumen (+5 consejos útiles)

Antes de empezar, hay que comprender bien qué es un resumen, ya que la mayoría de personas realmente no comprende cómo funciona uno. Para la mayoría, un resumen no es más que cortar lo más importante de un texto, y ya está, y no, no es así.

En sí, un resumen es la exposición breve de las ideas o idea principal de un texto en particular, y para ello, haremos uso de nuestro análisis como lector.

¿Y por qué nos interesa? Pues, simple, porque un resumen es una manera más simple de poder comprender lo que hemos leído. Por ejemplo, no es lo mismo leer una legislatura con términos técnicos complejos, y resumirlo a nuestras propias palabras, con la menor cantidad de términos técnicos, que simplemente leer todo el tiempo las palabras técnicas que no comprendemos en su totalidad, o que probablemente no recordemos porque no sabemos cómo usarlas en nuestra vida cotidiana.

¿Cómo hacer un resumen correctamente? Pasos

Un buen resumen es aquel que sintetiza todo de una forma correcta. Y para ello, no existe una estrategia única, por lo que lo ideal es que idees la manera más cómoda para ti, ya que es mucho más simple de esta manera.

Además, depende mucho del tipo de resumen que lleves a cabo. No es lo mismo resumir un libro, que resumir tu tesis, o un trabajo. También depende de la extensión de lo que estás buscando resumir, entre otros aspectos.

Pese a todo esto, existen una serie de pasos básicos, que sirven para sintetizar una o más ideas de los textos. Estos pasos son:

1. Leer y asegurarte de comprender el texto original

Este es el punto clave de inicio. Si no comprendes el texto original, jamás podrás realizar un resumen.

El mayor problema de esto, es que no todos los textos tienen información digerible para todo público. Por ejemplo, si usted no tiene ningún tipo de conocimiento en términos médicos, y empieza a leer un texto académico de medicina con términos técnicos, es bastante probable que no entienda parte del mismo.

¿La solución? Tome un diccionario, y consulte todos los términos del texto original que no comprenda. Además, lea de manera pausada, y asegurándose de comprender la totalidad de lo que está leyendo. En caso de no comprender una sección del texto, asegúrese de releer, hasta entender.

Nota: Si usted no degusta de la lectura, una buena opción es escuchar el texto original. Para ello, existen varias aplicaciones online u offline.

2. Separe las ideas del texto

Ahora que ya ha comprendido el texto, llega el momento de separar las ideas del mismo. En sí, un texto puede comprender una o varias ideas, las cuales se pueden clasificar como principales o secundarias.

La idea principal es aquella que comprende lo más importante del texto, mientras que las ideas secundarias, son para complementar la información de la idea principal. Os dejamos un breve ejemplo:

«La contaminación acústica comprende la presencia de ruidos, sin importar el emisor, que generan algún tipo de molestia o riesgo para la salud de las personas y para el desarrollo del medioambiente. Existen varias maneras de evitar este tipo de contaminación, entre ellas, el evitar el uso de herramientas que generen dicho tipo de contaminación, crear y fomentar leyes para proteger el ambiente o acudir a lugares menos poblados, donde sea menos común dicho problema.»

Por ejemplo, en el texto anterior, la idea principal es explicar qué es la contaminación acústica. De ahí en adelante, se explica cómo evitar dicha contaminación mediante una idea secundaria.

Esto es un ejemplo sencillo, pero puede servirle para entender un poco sobre cómo funcionan las ideas dentro de los textos.

3. Transcriba las ideas separadamente

Uno de los errores más comunes de los jóvenes estudiantes, es simplemente copiar y pegar el contenido de los textos. ¿Por qué es un error? Porque, de esta manera, usted no comprende la totalidad del texto, lo que empeora la calidad de su resumen.

No se equivoque, las citas son muy útiles. No obstante, no abuse de ellas copiando.

Lo ideal es que transcriba las ideas separándolas, para organizar mejor todo el contenido. Este proceso puede ser un poco más lento que solo copiar, pero suele ser mucho mejor, ya que con ella, estará teniendo todas las ideas que usted vaya entendiendo, y hará que sea más fácil de comprender.

4. Redacte el resumen

Ahora, que ya ha realizado la base de la transcripción, lea un poco sobre cada uno de los puntos, y organice el contenido. Asegúrese de organizar el contenido de forma tal que las ideas se encuentren bien agrupadas.

Las ideas secundarias deberían formar parte de la idea principal, para así favorecer el entendimiento del texto. Lo recomendable, además, es que cree una estructura adecuada. Generalmente, basta con seguir la estructura del texto original, sin embargo, hay ocasiones en las que valdrá la pena considerar una estructura propia para un mejor entendimiento del resumen.

5. Lea el resumen y mejórelo

La mayoría de personas que creen saber cómo hacer un resumen, suelen evitar este punto por tedioso. Es entendible, ya que muchas veces ha leído muchas veces el texto original, y puede resultar pesado leer el resumen inicial, aunque créanos, es lo ideal.

Al leer el resumen que hemos creado, podremos encontrar fallos en la estructura, o problemas de redacción o falta de lógica en algún párrafo, algo que puede pasar muy seguido cuando se lee por demasiado tiempo, o cuando llega un punto donde ya el nivel de entendimiento no es el adecuado por periodos de estudio largos.

Una vez lea el resumen, realice las modificaciones pertinentes.

Consejos para realizar un resumen

Para finalizar, le dejamos una lista de consejos base que usted debe considerar para lograr que su resumen sea de calidad:

  • Sea original. Utilice sus propias palabras, ya que tomar frases copiadas puede ser considerado plagio, y no apoya con la mejora en a capacidad de estudio.
  • Sea descriptivo y coherente. Escriba como si lo hiciera para un tercero, que sea entendible, de manera coherente y organizada.
  • Sea informativo, pero resumiendo lo más posible. Este resumen debería ser de un porcentaje menor al 50% del texto original. Para ello, intente extraer solamente las ideas principales, y reducir al mínimo las mismas.
  • Limítese a no opinar. Un resumen es descriptivo, y no ofrece una opinión particular del redactor.
  • Asegúrese de lo que está afirmando. Es muy común que al creer que entienda algo, haga afirmaciones no tan confiadas. Esto es un terrible error y puede dar lugar a erratas, por lo que lo recomendable, es hacer comprobaciones sobre el texto original.

Deja una respuesta